¡Qué no te cojan los kilos! Si quieres recuperar la figura antes de que empiecen los días de playa y piscina, te recomendamos que sigas una de las dietas más eficaces y con la que más volumen conseguirás perder: la dieta de la piña.

Como su propio nombre indica, esta dieta consiste en comer mucha piña durante  todo el día combinándola con cereales integrales, yogur, ensalada, arroz y mucho pollo y pavo.

El resultado de la dieta de la piña es estupendo si se realiza durante 1 o 2 semanas como terapia de choque para perder unos kilos rápidamente y luego se opta por otras 2 semanas con una dieta que permita ingerir todo tipo de alimentos como, por ejemplo, la dieta disociada.

Beneficios de la dieta de la piña

La piña es una fruta diurética y depurativa que ayuda a eliminar por la orina las toxinas que acumula nuestro organismo, lo que contribuye a prevenir la retención de líquidos y a eliminar la grasa. Asimismo, la dieta de la piña es muy útil para aquellas mujeres con tendencia a hincharse, acumular grasa en partes concretas del cuerpo (barriga, cartucheras, glúteos, brazos) y a padecer estreñimiento.

piña

Por último, destacar que la piña contribuye a perder peso porque es una fruta totalmente saciante, por lo tanto, ayuda a prevenir los antojos y a reducir la ansiedad por su sabor dulce. Incorporar piña en las comidas principales (desayuno, comida y cena) facilita la pérdida de peso ya que hace que te sientas lleno y no ofrece ningún tipo de grasa al cuerpo.

Dieta de la piña

1º Semana

Desayuno: Una rebanada de pan integral o 30 gr de cereales integrales con leche desnatada o dos galletas integrales con mermelada light, una fuente de piña y un café verde.

Almuerzo: 2 lonchas de pavo bajo en sal con una tortita de arroz

Comida: Una ensalada de dos filetes de pollo a la plancha con piña/ ensalada de pavo con piña (La ensalada tiene que ser abundante para no pasar hambre el resto del día)

Merienda: Una pera, manzana o kiwi y un yogurt desnatado

Cena: Ensalada de 2 pechugas de pavo con piña (menos abundante que en la comida)

*Si se tiene mucha hambre está permitido ingerir infusiones para saciar el hambre (manzanilla o té verde) y en caso de padecer dolores de cabeza por el hambre se puede incorporar por la tarde una rebanada de pan integral con 50 gr de pavo o jamón york.

2º Semana (Alternar este menú anterior con este otro que os vamos a indicar)

Desayuno: Una rebanada de pan integral o 30 gr de cereales integrales con leche desnatada o dos galletas integrales con mermelada light, una fuente de piña y un café verde.

Almuerzo: 2 lonchas de pavo con queso fresco y tortita de arroz

Comida: 30 gr de arroz o 30 gr de pasta, 2 filetes de pechuga de pollo con verduras y piña.

Merienda: Piña con yogurt desnatado

Cena: Consumir alimentos nacidos de la tierra, es decir, verduras y hortalizas.

3º y 4º semana dieta disociada

Podéis ver en qué consiste la dieta disociada haciendo clic en el enlace que os hemos facilitado al inicio del texto.

Siguiendo la dieta de la piña, la mejor dieta para adelgazar,  se prevé que las primeras dos semanas una persona puede perder entre mínimo 3 kg y máximo de 5kg. La dieta disociada sirve, en cambio, para mantenerse y no recuperar el peso perdido aunque, en muchos casos, las personas que no están acostumbradas a comer con moderación y a seguir un orden alimenticio pueden llegar a perder 2 kg más.